5 consejos para comer más sano durante un viaje

Normalmente, no solemos asociar mucho las palabras “saludable” y “vacaciones”. ¿Cuántas veces has vuelto de un viaje pensando… bueno, ya está, ahora a volver a mi estilo de vida ‘sana’? No tiene que ser TODO o NADA- puedes ir de viaje, disfrutar Y mantener algunos hábitos saludables mientras tanto. Recuerda estas “verdades de vacaciones” la próxima vez que te vas- ¡a ver si te pueden ayudar a gestionar tus viajes un poco ‘mejor’!

Consejos para comer durante un viaje

Siempre puedes beber agua.

Si, entiendo que en algunos países conseguir agua potable puede ser más difícil que en otros. Aseguúrate de siempre ir a dormir con agua al lado de la cama, y asi puedes empezar cada día con una dosis grande de agua. Otra opción es de siempre pedir agua en las comidas fuera- no es obligatorio siempre pedir cervezas para comer solo porque sean vacaciones!

No hace falta un gimnasio para mantenerte en forma.  

Siempre trae ropa de entrenar en la maleta. Puedes hacer flexiones, planchas y sentadillas en la habitación del hotel. Puedes utilizar tu maleta como una pesa. Vete a correr, usa escaleras en vez de ascensor… ¡hasta ir a caminar con un poco de velocidad cuenta para algo! Hay mil millones de maneras de entrenar de vacaciones- muchos recursos de entrenos gratis, WODs que puedes hacer sin material, etc. Recuerda- ¡10 minutos son mejores que CERO minutos!

Photo by Jose Soriano on Unsplash

Las calorías no hacen vacaciones- ¡siguen contando siempre!

El hecho de estar de vacaciones no justifica que cada comida tenga que estar acompañado con vino y chocolate. ¡Si, es importante probar tiramisu en Italia, o sake en Japón- pero comelo en cada comida y te aseguro que notaras la diferencia cuando llegues a casa! Dale un “no” a los caprichos “aburridos” como patatas, pan blanco y helados empaquetados, y disfruta un poco de las cosas especiales como postres caseros o cervezas artesanales.

Comer varias raciones de verdura y fruta cada dia NO es imposible.

Haz el esfuerzo. Utiliza Google Translate para pedir verdura extra en la cena. Ve al super, compra verdura y/o fruta y preparalo en el hostel/hotel si tiene una cocina disponible. Si pasas delante de una frutería o mercado paseando por la calle, ¡para y compra una fruta o algo de verdura para luego!

No es obligatorio comer el desayuno, el pan o la pica pica gratuita.

¡No tienes que aprovechar de ello solo por que esta alli! Si has cenado bien la noche anterior, probablemente sobrevivirás saltando el desayuno de croissants y zumo en el hotel. Eres capaz de sobrevivir un viaje en avión sin el vino gratuito, y siempre puedes pedir al camarero de quitar el pan de la mesa si no puedes dejar de picarlo.

Al fin y al cabo, la manera de que tratas el cuerpo en casa o de viaje es TU decisión. Sí, las vacaciones pueden significar un tiempo de un par más caprichos y un poco menos disciplina, pero no es necesario ir al extremo. ¡La próxima vez que viajas, lee este post antes de irte! Te prometo que sentirás mejor a la vuelta, y tu viaje será igual de genial.

Photo by JESHOOTS.COM on Unsplash

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar